NACIONAL

EL RENACER DEL PRI DESDE LA OPOSICIÓN

El PRI va a elecciones para renovar su dirigente nacional.

La importancia de esta elección radica en el papel que le tocará jugar al próximo presidente del PRI: ser el partido que lidera la posición al oficialismo. El PRI ha sido la escuela de los hombres y mujeres más importante de la política mexicana, los constructores de la democracia y de las instituciones federales.

Las elecciones internas son una oportunidad para renovar sus cuadros políticos desde las bases para dirigir la oposición contra AMLO y, con ello, abonar al terreno para robustecer la democracia en México.

Hoy la contienda se disputa entre dos militantes: Ivonne Ortega ex gobernadora de Yucatán y Alito Moreno ex gobernador de Campeche. Ortega en su gestión como gobernadora dejó una deuda de 2 mil millones de pesos, cuando su antecesor la había dejado en 300 millones de pesos. No es conocida en las bases del PRI y, en Yucatán, no es bien recordada.

Por su parte, Alito Moreno, ex gobernador de Campeche, fue Secretario de Organización Política del CEN del PRI (2012) cuando el PRI recuperó la presidencia de la República bajo la presidencia de Beatriz Paredes y, en Campeche, desde su magistratura ha impulsado programas de educación.

Alito es el candidato de las bases y tiene el apoyo de los gobernadores del PRI. En los mitines ha expresado sus diferencias con la administración actual de los pinos y su rechazo respecto a las políticas que esta desarrollando a nivel federal.

De ser electo Alito Moreno presidente del CEN del PRI, será la voz de contrapeso que se necesita para que México siga avanzando. El PRI con Alito a la cabeza puede recobrar la confianza de su electorado y darle un retorno al poder en el futuro cercano; es por ello, que Alito es la esperanza del renacer el PRI.

Comentarios de Facebook